Zona arqueológica de Chichen Itza

chichen itza mexico

Situado en el centro de la Península de Yucatán, en el hoy Estado de Yucatán; fue el centro político, militar y religioso más importante de las poblaciones mayas y toltecas. Chichén-Itzá debe su nombre a los pozos naturales (cenotes) del subsuelo que en esta región semidesértica eran las preciosas reservas de agua que permitieron establecer nuevos asentamientos.

La ciudad sagrada, cuyo nombre significa “boca del pozos de los Itzá” fue fundada por los mayas en torno al siglo V después de Cristo y floreció hasta cerca del año 1400; cuando Chichén-Itzá fue abandonada. Esta área de unas 300 has. Fue conocida por los españoles durante la conquista del Nuevo Mundo.

Principales construcciones en Chichén-Itzá:

Entre las principales edificaciones de la parte antigua destaca La Casa de las Monjas. Está decorado principalmente por tramas geométricas, mientras la Tumba del Gran Sacerdote es una estructura piramidal de pequeñas dimensiones en cuyo interior han sido encontradas siete tumbas. Perteneciente al periodo de transición, el Caracol, un autentico observatorio astronómico de forma circular, cuyas estancias superiores eran utilizadas para determinar los equinoccios y los solsticios.

El Chichén-Itzá nuevo, está dominado por la pirámide de Kukulcán, la serpiente con plumas de pájaro quetzal. Por sus dimensiones, los conquistadores lo llamaron el Castillo. Esta pirámide, de base cuadrada y 55 m de lado, es un inmenso calendario que ayuda a estudiar el paso del tiempo. Las cuatro escalinatas, una por cada lado, tienen 90 escalones cada una, tanto como los días del año, en ella los últimos cuatro escalones y la plataforma superior, situada a 24 m de altura, corresponden a los llamados cinco días nefastos. Su posición hace, hace, además, que durante los equinoccios de primavera y otoño, un complejo juego de sombras dibuje, a lo largo de la escalinata principal del templo, la imagen del Dios Kukulcán-Quetzalcóatl. La pirámide contiene en su interior un templo con un altar de piedra en forma de jaguar con los ojos de jade.

El jaguar, símbolo de los soldados toltecas, se halla también cerca del Templo de los Guerreros, en el espléndido Templo de los Jaguares y en el Grupo de las Mil Columnas, todas adornadas con bajorrelieves y esculturas de águilas, sacerdotes y jaguares que devoran corazones humanos.

En Chichén-Itzá se halla también el más grande y decorado juego de pelota de Mesoamérica, el juego de pelota no era una actividad deportiva, sino del momento álgido de un ritual religioso, una lucha contra los demonios para salvar al pueblo. El partido era tan serio, hasta el punto de que se supone los perdedores eran sacrificados a los dioses.